mayo 27, 2024

Parece que las emociones en el seno del C. B. Almansa, tras descender a LEB Plata por petición personal, ya se han calmado. Las lágrimas ya son parte de una tierra todavía húmeda que dará mucha capacidad para un proyecto precioso. Así debe ser.

Kevin Navarro: el regreso del hijo pródigo

Los movimientos en cuando a fichajes empiezan tarde, pero todavía hay tiempo de formar una buena plantilla. Además, también bueno que la LEB Plata vea los descartes de su inmediata superior por si algo se puede pescar.

Y en el camino se encontraron con el descenso de C. B. Tormes que finalizó la temporada en penúltima posición. De ahí salió el fichaje de un viejo conocido, Kevin Navarro.

El edetano base posee amplia experiencia en la categoría del segundo metal pues ya jugó en varios clubes, entre ellos el azulón durante dos temporadas.

Se trata de un base que puede jugar de escolta, ha mejorado mucho físicamente lo que le va a permitir defender mejor. Es de lo que aportan experiencia y ataque, con muy buen tiro desde la línea de tres.

En la temporada 15/16 consiguió el ascenso a LEB Plata con el Hispagan UPB Gandía, con quienes jugaría una temporada más para probarse en una competición fuerte como es la LEB Plata.

No lo hizo mal. Sus 7.7 puntos anotados, 1.8 rebotes y 1.7 asistencias por partido en 27 partidos así lo demuestran.

Tras Valencia, prefirió apostar por el proyecto EBA de C. B. Almansa. Él quería afianzarse como jugador y por eso dio un pequeño paso atrás: para seguir creciendo.

En sus dos temporadas en el municipio albaceteño conquistó los corazones de la Marea Azul. Dos años que fueron de ascenso en ascenso. En el primero consiguieron la categoría de Plata, mientras que en el segundo el salto fue al oro. Eso fue en la temporada 17/18, que aunque quedaron segundos, consiguieron el ascenso y la aportación de Kevin Navarro fue de 6.4 puntos anotados, 1.6 rebotes y 1.7 asistencias.

Un base escolta con experiencia contrastada en LEB Plata

Pero Kevin Navarro no probó la taza de oro y prefirió cambiar de aires para seguir en LEB Plata. Lo hizo con La Roda y con 8.5 puntos anotados, 2.5 rebotes y 3.3 asistencias. El proyecto no salió bien y volvió a hacer las maletas y voló a Alcantarilla para alistarse con el Jairis y después a Villarrobledo.

Volvió la temporada pasada a tierras del Lazarillo de Tormes y al club del mismo nombre para firmar su mejor temporada en LEB Plata. Y es ahí cuando firmo la mejor temporada de la tercera mejor liga nacional con 12.9 puntos anotados, 3.0 rebotes y 0.7 asistencias.

Ahora se convierte en el primer fichaje del club. Será la base para hacer un proyecto que enamore, donde las empresas tanto públicas como privadas se fijen en el para el apoyo económico que necesita la LEB Oro. Porque ya lo dijimos una vez: C. B. Almansa jugará en Plata, pero es de Oro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *