febrero 23, 2024

Y lo que parecía que quedaban siglos de por medio, se nos viene encima ya. Parece que el partido que nos bajó del sueño del play off contra Lleida fue ayer y que va. Aunque literalmente no ha llovido, sí han pasado semanas. Y la plantilla de un sueño está casi confeccionada.

Otra temporada o vemos a componer la plantilla casi desde cero, y eso parece que sea la nota predominante en todos los clubes. Contratos que no se hacen muy largos, como los de antaño, a lo que ahora se llega como máximo a dos años. Es el nuevo baloncesto.

Pero tomemos como referencia el 4 de septiembre, sea una fecha de “no retorno” pues el equipo de Roberto Blanco se volverá a vestir de corto a sus órdenes, para arrancar del cuerpo todo aquello que el verano haya podido traer de más. Pues, aunque los jugadores se cuidan y mucho, también tienen el derecho a disfrutar sus vacaciones.

Echaremos de menos a los Devin, o los Romaric, pero a buen seguro que pronto nos encandilará esa savia nueva que la directiva ha sabido elegir.

Previo a esa fecha de no retorno, fecha donde todo arranca, los dos días anteriores se pasarán los pertinentes reconocimientos médicos en el Hospital Quirón Salud Cáceres, proveedor médico oficial del club.

Y el primero de esos maravillosos amistosos que tiene previsto el club que viste de verdinegro (este año muy coloreado) será el 11 de septiembre en Calzadilla contra el ese filial que también enamora en su juego y en el nombre de ese queso tan típico nuestro, Torta del Casar Extremadura. Equipo que juega en Liga EBA.

En Basket Pasión ya hemos hablado de esa mini gira que se producirá después de este partido. Mini gira por tierras gallegas para enfrentarnos sobre todo al BC Budivelnyk de Kiev y en otro partido a un gran contendiente de la misma categoría que los de Roberto Blanco: el Oviedo.

Y nos desplazaremos en tiempo y localización al 20 de septiembre donde el Cáceres Ciudad del Baloncesto visitará a un correoso Valladolid, donde queda por definir la hora y el lugar de juego.

Y la pretemporada nos convertirá en internacionales, no solo por el partido contra el Budivelnyk, sino porque disfrutaremos de un enfrentamiento a doble partido contra el Electrico FC (Ponte de Sor), por lo que el Cáceres recibirá a los lusos y viajará a tierras lusas.

Los lusitanos participarán en tierras extremeñas el 23 de septiembre en el Torneo Internacional Turismo Provincia de Cáceres. Y los extremeños devolverán visita el siguiente 25 de septiembre en el Alentejo portugués.

Y el último amistoso de esta fantástica pretemporada está agendado el 30 de septiembre, en el Multiusos cacereños y será contra el UDEA Algeciras de la LEB Plata, y hasta la hora está fijada y no será otra que las 20 horas, en el que será el Trofeo Cáceres Patrimonio de la Humanidad.

Pues lo dicho. Cáceres sueña su retorno de donde no se debió bajar nunca. La afición del Multiusos tiene ganas de romperse las manos a aplaudir por ese buen baloncesto que deseamos ver en los chicos de Roberto, y los jugadores a buen seguro que quieren dar el espectáculo deseado por esa afición.

¡Augh, augh, augh… Cáceres!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *