mayo 18, 2024

Con la idea de que los jugadores se diviertan (sudando), el Cáceres Patrimonio de la Humanidad recibe en el Pabellón Multiusos este miércoles día 1, a las 20:45, a un fuerte y correoso recién ascendido como es Rioverde Clavijo.

Esta liga no solo es bonita, sino que es una locura. Los cacereños se encuentran en una arriesgada 16ª posición, pero es que igual podían estar en la 11ª porque todos los equipos encasillados entre el 11º puesto el final de la tabla llevan un balance de 1 victoria y 3 derrotas.

Además de que esta semana hay jornada intersemanal que hace a la competición todavía más loca.

Rioverde Clavijo, décimo en la tabla con 2 victorias y 2 derrotas, viene de jugar en casa contra un mermado Hestía Menorca por 64 – 55. Y esta vez no ha sido tema de las lesiones sino de un vuelo cancelado y viaje que se convierte en una odisea. Pero esto será tema de otro artículo.

En este partido por parte de Rioverde Clavijo se salió Javier Nicolau con 18 puntos y 7 rebotes para conseguir una valoración de 25 puntos. Andre Norris también acompañó al castellonense con 10 puntos.

Por el contrario, Cáceres Patrimonio de la Humanidad viene de caer en tierras gallegas contra Club Orense Baloncesto, hace 4 días, que resiste a perder un partido y figura en 2ª posición coliderando la tabla junto a Leyma Coruña.

Cáceres quiere revertir la imagen dada en Galicia.

Los cacereños estuvieron fallones y “no jugaron a lo que saben jugar” según el técnico Roberto Blanco. Greg Gantt consiguió 20 puntos y Ramu Raitanen 13.

En rueda de prensa el técnico placentino ha reconocido que los jugadores están dolidos porque lo que se entrena no es lo mismo que se demuestra en pista. Estos días han trabajado mucho en la idea que tiene el equipo de juego y que no se repitan sobre todo los 6 primeros minutos contra los gallegos.

Lo que está claro, sin dedo acusador, es que algunos jugadores o no están o son intermitentes. Y ya hay que empezar a decirles a estos jabatos que adquieran el rol por el que vinieron aquí.

Roberto Blanco no se encuentra preocupado. Pero sí serio y con ganas de revertir esta imagen para dar a los aficionados la 2ª victoria que seguro que les haría ascender en la tabla.

Cáceres Patrimonio de la Humanidad tiene y debe empezar a sonreír porque si ellos sonríen quiere decir que la victoria llega. Y si ellos sonríen la afición también lo harán.

Y es un buen momento donde la afición puede ayudar a ganar un partido como el que se va a jugar.

¡Vamos, Cáceres! Nosotros podemos

Rueda de prensa ofrecida por Sentir Cáceres

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *