mayo 18, 2024

Definitivamente, estamos en un fregado

0

2023-11-25, Bilbo. Saskibaloia. ADB ligako partidua, Surne Bilbao Basket vs Unicaja. 25-11-2023, Bilbao. Baloncesto. Partido de la liga ACB, Surne Bilbao Basket y Unicaja.

1234T
Bilbao131311643
Málaga192751667

Surne Bilbao Basket

43

1234T
Bilbao131311643
Málaga192751667

67

Unicaja de Málaga

Surne Bilbao Basket

43

-

67

Unicaja de Málaga

  • Q1
    13- 19
  • Q2
    13- 27
  • Q3
    11- 5
  • Q4
    6- 16

No es la primera vez que uso este recurso pero es que hablar de que la Historia es cíclica me gusta mucho. Os preguntaréis el qué se ha repetido y no, no es que el Unicaja nos ha vuelto a pintar la cara en Miribilla, es que otro año más, después de un arranque increíble y empezar a sonar el run run de que igual hay que mirar a la clasificación de La Copa, el equipo se ha acojonado y ha encadenado seis derrotas consecutivas para pasar de mirar hacia arriba y empezar a mirar al pozo del descenso el cual, después de la victoria del Breogán y Granada estamos a una única victoria de compartir récord con los equipos que “comparten” la penúltima plaza.

Nos plantamos con un récord de 4 victorias y 7 derrotas con el que a mi parecer ha sido el peor partido que hemos jugado esta temporada, el partido que hemos perdido contra el Unicaja 43 a 67 y sí, esos 43 puntos anotados son la peor anotación histórica de los 23 años del Bilbao Basket, así que este sábado se escribió una nueva página en la Historia de la ACB en Miribilla.

Este desastroso partido histórico empezó bastante igualado igualado, para sorpresa de mucha gente, y con un Unicaja carburando poco a poco. Los puntos en la pintura (6 vs 18) y los que se generaron tras pérdidas (2 vs 6) junto al rebote (7 vs 11) permitieron que el Unicaja se llevara este primer envite 13 a 19 gracias a un último tramo bastante bueno. La cantidad de tiros intentados también tuvo mucha importancia ya que mientras que nosotros intentábamos 5 tiros de 2 puntos y anotamos 3 (60%) e intentabamos 9 triples acertando únicamente 2 (22%), el equipo entrenado por Ibón Navarro hacía un 9 de 15 (60%) y un 0 de 2 respectivamente.

Con estos últimos números estaba claro que el equipo andaluz nos planteó un partido rápido y centrado en los tiros de 2 aprovechando nuestras flaquezas defensivas en la pintura, con unas posiciones de 3 y de 4 que, quitando Rabaseda, su especialidad no es defender. Básicamente, el gazteiztar Ibón Navarro nos planteó un partido muy nuestro y Jaume cayó en la trampa.

En el segundo cuarto la historia cambió drásticamente y el Unicaja demostró que si a nosotros se nos da bien correr a ellos más todavía y que si tenemos unos buenos puntos desde el banquillo ellos tienen muchos más. El primer apartado lo ganan bien con 7 puntos contra 2 pero es que la estadística de puntos desde el banquillo no tiene color anotando 4 veces más puntos que nosotros siendo estos 4 y 16 respectivamente. Este modo apisonadora hizo que el partido se fuera al descanso con un marcador de 26 a 46 gracias a un segundo cuarto de 13 a 27.

Otro de los factores es el porcentaje en los tiros y la pillería del Unicaja, ya que viendo que nuestro acierto desde el tiro libre era penoso, anotando 3 tiros en 8 intentos (37%), el equipo malagueño repartió palos gracias a que las faltas salían relativamente grátis y acabaron el cuarto con el doble de faltas que los hombres de Jaume Ponsarnau, 3 faltas contra 6. El triple también fue catastrófico y aun bajar los intentos hasta los 2 no consiguieron acertar en ningún momento.

El tercer cuarto fue sinónimo de un equipo destrozado, el Bilbao Basket, y otro que no levantó el pie del acelerador si no que tiró de freno de mano gracias a que había muy pocas oportunidades de que el primer equipo se acercara mínimamente. Así fue y aunque el Bilbao Basket se acercó gracias a un parcial de, agarraos, 11 a 6 para dejar el marcador en un 37 a 52 el partido estaba más cerrado que cerradin.

Del último cuarto no tengo mucho que decir, el Unicaja se centró en no permitir que el Bilbao Basket se acercara mucho, cosa que los chicos de Jaume Ponsarnau ni intentaron ya que regalaron su piel y bajaron los brazos desde el segundo cuarto. Estos 10 minutos de trámite fueron testigos de un parcial irrisorio en el que los hombres de negro metieron 6 puntos y el Unicaja 16.

Nuestro pilar fue el veterano Alex Renfroe que en 25 minutos anotó 10 puntos, asistió 3 veces y cogió 4 rebotes defensivos. Del lado del Unicaja su máximo referente fue el alemán Dylan Osetkowski con 15 puntos, 5 rebotes defensivos y 1 asistencia en poco más de 2 minutos. Los demás jugadores hicieron un partido bastante normalito.

Sinceramente, quiero y voy a acabar aquí la crónica, me estoy empezando a cansar, las seis derrotas consecutivas pesan mucho en la mochila y aunque no me voy a tirar del barco, prefiero poner el culo en las esquinas que dejar de lado a mi equipo, sí que por mi situación personal actual, la cual no es muy buena, y esta mala racha están consiguiendo que no esté nada motivado con esta temporada 23 – 24.

(Imagen de Naiz)

Parciales:

13 – 19, 13 – 27, 11 – 5 y 6 – 16

Estadísticas:

  • Bilbao Basket: Renfroe (10, 3, 4), Rabaseda (0, 1, 2), Hlinason (4, 0, 3), Tsalmpouris (2, 1, 2), Kullamae (10, 2, 1), Smith (2, 0, 0), Andersson (0, 0, 5), Killeya – Jones (6, 0, 4), Reyes (3, 0, 5), De Ridder (0, 0, 1) y Pantzar (6, 1, 4).
  • Unicaja de Málaga: Osetkowski (15, 1, 5), Barreiro (2, 2, 5), Djedovic (8, 1, 3), Kravish (4, 2, 4), Perry (7, 5, 2), Ejim (4, 0, 1), Kalinoski (7, 1, 4), Taylor (5, 2, 2), Díaz (0, 2, 2), Saint – Supery (1, 0, 2), Thomas (8, 0, 3) y Sima (6, 2, 6)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *